Lunes, 09 Julio 2018 08:47

Los triunfos de Antonio Chaves en tenis de mesa

A Antonio Chaves (Sevilla, 1996) su padre le regaló una mesa de ping pong cuando cumplió seis años. Retiraban la mesa del comedor de su casa para montar la de tenis y jugar durante horas. Dos años después, lo inscribieron en el club de San Juan de Aznalfarache. Aquellos fueron los inicios de un deportista que, temporada tras temporada, suma reconocimientos a su palmarés: viene de ganar dos medallas de bronce, individual y por equipos, con la Universidad de Sevilla  en los pasados Campeonatos de España Universitarios (CEU) 2018.

Antonio Chaves se tomó en serio el tenis de mesa desde que comenzó. Siempre lo vio como algo más que un hobbie. “Lo tomaba como si fuera parte del colegio. Sabía que tenía que estudiar de 8:15 a 14:45 horas y que continuaba por las tardes en los entrenamientos. Era una obligación, pero una obligación que yo quería”, recuerda el atleta andaluz, que hoy forma parte del club sevillano Hispalis, de la máxima categoría del tenis de mesa en España.

El currículo deportivo de Chaves acumula premios desde que empezó a competir. A los 10 años, fue subcampeón de España por equipos en la categoría benjamín; en 2013, ganó el Campeonato de España individual en la categoría infantil; en 2014, triunfó en el Protour en dobles en Madeira. Tenía nueve años cuando fue convocado por primera vez a una selección andaluza; con la española, hasta estado desde la selección alevín hasta la sub-23.

El deportista andaluz compite ante los mejores jugadores de tenis de mesa de España. Ubicado en el puesto 14 del ranking nacional, Chaves se propone metas a corto plazo. “Quiero superar el 50-60% de victorias en la máxima categoría (su registro este año es de 14 triunfos y 23 derrotas). Ese es mi objetivo principal. Ya luego llegar a la selección absoluta”, dice.

Hoy Antonio Chaves alterna sus estudios de Derecho en la Universidad de Sevilla con sus cuatro horas de entrenamientos diario, cinco veces a la semana, en el club Hispalis.  A sus 22 años, aún tiene mucho futuro por recorrer. “Voy a seguir hasta que pueda competir al máximo nivel. El tenis de mesa me ha transmitido a la vida el hecho de ser competitivo. Este es un deporte en el que se puede jugar con mucha edad. Mi idea en el futuro es ser entrenador”.

Visto 256 veces
Más en esta categoría: « Un Guerrero del taekwondo

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario y gestionar las cuentas. Ver políticas de privacidad